Napalm

El asteroide siempre acaba desviando su trayectoria. Ya llevamos, desde las premoniciones de los aztecas o Nostradamus, demasiadas equivocaciones. Ergo, no hay más solución que la aplicación de métodos expeditivos mediante el uso de napalm. Vietnam fue el experimento. Ahora, mezclando un poco de napalm, con unas gotas de covid de la cepa de Torrelodones y con unas gotitas de colonia falsificada de esa que se vende en el top manta, creo que podemos hacer algo de provecho con la educación en nuestro país. Bueno, al menos tendremos Fallas. Algo es algo.

Hoy me he merendado (bueno, no meriendo mucho porque mis cariñosas y hermosas lorzas tienen, supuestamente, fecha de caducidad) con la noticia de un filósofo que, además da religión católica, que lo peta con su alumnado porque da clases bailando y en pijama (fuente). Pensar por un lado y tener una religión monoteísta por otro, da muchos números para tener un chungo mental. Y si uno busca un poco por internet le acaban cuadrando ciertas cosas…

Fuente: https://acompasando.org/

Por cierto, lo más grave no es que convierta la educación en un espectáculo. Lo grave son sus palabras 🙁

Aunque me duela, en mis clases tengo que dar un programa de filosofía totalmente aburrido y alejado de la realidad de nuestros jóvenes, pero esta ya es otra historia.

Otra noticia más que se añade a la de un docente que acaba de aterrizar en las aulas y ya se ha hecho viral en Twitter con sus mensajes de aliento personalizados que, en prime time, también fue entrevistado en televisión (fuente).

Estamos mediatizando la educación por encima de nuestras posibilidades. Las redes sociales, los putos gurús educativos y su pandilla de adláteres que, al final solo aplauden cual focas frente a una bonita pelota de playa, está haciendo mucho daño. Al final, se está convirtiendo la educación en un espectáculo lamentable sin que, en el mismo haya posibilidad de olvidarse la red debajo del trapecio. Potenciamos a docentes por llevar pijama, disfrazarse de Napoleón para explicar la II Guerra Mundial o, simplemente, coger un mojón de esos que suelta por su culo, ponerle un parasol de los que se ponen en el daiquiri y venderlo como algo innovador.

Es imposible luchar contra este tipo de personajes (que, al final no tienen ninguna culpa porque son simples peones de un juego interesado). No se dispone de las mismas herramientas mediáticas ni de difusión del mensaje si tienes la desgracia de hacer lo que puedes, con lo que tienes y dejándote la piel. El postureo a la orden del día. Algo que unas redes que, en sus inicios iban a mejorar la colaboración, están potenciando.

Dudo que haya suficiente existencia de napalm para tanto despropósito. A ver si nos dejamos de fabricar vacunas y nos ponemos ya con la extinción como raza humana. Ya estamos tardando demasiado.

Aprovecho para venderos uno de mis libros (que, como he dicho siempre, os podéis encontrar gratis por internet si sabéis buscar): Eduentertainment. El resumen del mismo es lo que tenéis en este post pero, por si os apetece colaborar para pagar mi piso en Andorra…

1 Shares:
0 0 votos
Article Rating

Deja un comentario

2 Comments
Oldest
Newest Most Voted
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios
FJCP
FJCP
6 months ago

Mucho baile, mucho pijama… para hacérselo ver… pero de impartir los conocimientos que los alumnos deben saber según el currículum…. de eso no se dice nada, perdón, sí que lo dice, que es aburrido ya alejado de la realidad…, pues nada que no sufra, que abandone la profesión y se dedique a otra cosa. Todos hemos tenido que enseñar partes de un currículum, que no nos gusta, pero ahí es donde debe estar la habilidad del docente. Precisamente en hacer atractiva esas partes que incluso para nosotros pueden resultar tediosas, pero que para el interés del alumno o su propia formación integral e intelectual pueden ser importantes.

Esta manía de hurtarle el conocimiento a los alumnos a través de adaptaciones interesadas del currículum, no son sino una manera de “robar” el conocimiento a nuestros alumnos con la coartada de “los encuentro aburridos o alejados de su realidad”. Pues siento decir que la única realidad es que hay que impartir un currículum que nos puede parecer mejor o peor, más o menos divertido, pero es el que hay que impartir. Lo que está de nuestra mano es convertirlo en atractivo, nos guste o no, es más incluso en mostrarlo áspero si fuese necesario, porque la vida con TODA SU MARAVILLA Y ESPLENDOR es áspera y llena de sin sabores. Con cosas que nos gustan y otras que no tanto, pero eso no implica mirar para otro lado y huir de ellas. Si no te gusta el currículum, escribe al Ministerio, haz aportaciones en los foros adecuados, proclama que se debe cambiar, promueve alternativas, pero mientras tanto no hurtes conocimiento a tus alumnos porque simplemente lo consideras aburrido y alejado.

You May Also Like