Tag

artículos

Browsing

Desde el día en el que surgió el juego he ido observando con preocupación la aparición de una gran cantidad de artículos acerca de las potencialidades educativas de Pokémon Go (a día de hoy llevo indexados 162 artículos sobre el tema en diferentes idiomas). No es malo escribir sobre lo que está de moda, lo preocupante es dotar de un determinado valor a un juego que, más allá de ser más o menos divertido, lleva camino de convertirse en la solución a todos los problemas educativos. Entre su valor para niños autistas -sí, un tema recurrente en varios de los artículos indexados- hasta ser considerado el mejor juego del siglo que permitirá llevar las capacidades cognitivas de nuestros alumnos un paso más allá, hay numerosos intentos de plantear su beneficio en diferentes aspectos.

Coño, que es un simple juego. Un juego adictivo y jugado por millones de jugadores pero nada más que un juego. Un juego que me gustaría descargar y usar pero que, por vergüenza al igual que otros de mi edad, lo dejo para disfrute de terceros. Eso sí, siempre teniendo en cuenta que para alguien a quien le gusta el concepto de “juego” y todo lo que implique diversión, sin necesidad de buscar un objetivo más allá del simple placer de practicarlo, le va a parecer bien la aparición de novedades que permitan que la gente se lo pase bien. No es malo pasárselo bien. Y aún menos cuando pasárselo bien, en este caso al igual que en muchos otros juegos, no hace daño a nadie. Algo que debería ser el objetivo de cualquier juego o actividad lúdica.

Fuente: http://pictoline.com/
Fuente: http://pictoline.com/

Podemos cuestionar a quien busca potencialidades educativas a un simple juego pero lo que jamás deberíamos hacer es suponer que algo, por ser visto en clave positiva por muchos, debe ser criticado por el simple hecho de ser usado masivamente. No, a veces no hace falta buscar ese espacio de crítica para llevar la contraria o por el simple hecho de demostrar que somos más o menos guays por tener, supuestamente, una gran cultura por no haber caído en las garras del juego facilón.

Creo que, a veces, se cae en extremos totalmente preocupantes. Ni tan malo es jugar, ni tan necesario ponerse a escribir, basándose en el boom del juego, grandes disertaciones pedagógicas acerca de lo que se podría hacer en el aula, lo que aprenderían nuestros alumnos o, más allá de lo anterior, filosofar de forma más o menos coherente acerca de algo que no deja de ser un simple divertimento. Eso sí, los que publican tanto artículo sobre el tema tienen claro que su objetivo es el conseguir, que como mínimo, las visitas a su medio aumenten. Y lo que vende en cada momento, por desgracia, se convierte en algo que no puede dejarse pasar.

Por cierto, ¿alguien duda que este artículo descafeinado no está llevado por la moda del momento o por la necesidad de publicar algo cuando la creatividad -bueno, a día de hoy aún no sé qué significa realmente el concepto de creatividad, pero también se vende bien- está en horas bajas? 🙂

Otra recopilación semanal más. Unos artículos muy marcados por cuestiones profesionales y de gestión de centros educativos (un análisis de cooperativas). Incluso ha dado tiempo a un pequeño videopost. Dentro de las cuestiones más controvertidas también hay lugar para recomendaciones y algunas cuestiones sobre formatos académicos.

Fuente: Pedro Terrades (Flickr CC)
Fuente: Pedro Terrades (Flickr CC)

Las cooperativas de profesores, un entramado muy cuestionable

Hay un modelo de conciertos eductivos (centros de gestión privada subvencionados con dinero público) que, en demasiadas ocasiones, olvidamos para centrarnos en los centros educativos de ideología religiosa. Son las cooperativas de profesores. Un entramado educativo donde las plazas docentes, pagadas por todos, se compran y se venden al mejor postor. Una solución educativa que pasa por el saneamiento de la economía de los docentes que la montan, llegándose a pagar cantidades económicas importantes por la compra de esas plazas que “garantizan” un salario público de por vida.

Papá Noel NO existe

Se hace muy difícil hablar de Educación pública de calidad cuando ni los propios trabajadores de la misma creen en ella. Lo público se ha pervertido hasta ser considerado un tema puramente asistencial. Lo asistencial, por bueno que sea, sólo cubre un objetivo… el paliar problemas puntuales. Y, con servidores públicos que no están por la labor de usar los servicios para los que trabajan se hace muy difícil vender, cara al exterior, la calidad de los mismos (que, por cierto, sí que existe).

La cita de medios digitales (posts, tuits, vídeos de Youtube, etc.)

Una tabla, traducida de su original, donde se dan las claves para citar en trabajos académicos determinados servicios que nos ofrece la red. Una chuleta imprescindible para citar esas fuentes de información cada vez más habituales.

¿Qué pasaría si los padres se negaran a comprar libros de texto?

¿Alguien se imagina que pasaría si los padres hicieran el boicot a los libros de texto? ¿Alguien se imagina qué pasaría en los centros educativos? ¿Alguien se imagina si los padres, con todo el poder que tienen -aunque no se lo crean- se plantearan que sus hijos fueran al colegio con las manos en los bolsillos? ¿Alguien se imagina la revolución que se montaría? ¿Alguien se imagina lo que avanzaría el sistema educativo y mejoraría la calidad del mismo?

Esto no lo arregla ni el Tato

Segundo videopost dondese intentan plasmar las sensaciones que, en estas épocas y después de ver durante años lo que está pasando en el sistema educativo, me embargan. Más pesimistas, aún si cabe de lo habitual pero es que, visto lo visto y la evolución de lo que está sucediendo, el cuerpo no da para ser buenista u optimista a cualquier precio.

¿Qué cualidades debe tener el director de un centro educativo?

La función del director es clave para el funcionamiento de un centro educativo. El director o directora debe reunir unas cualidades que, más allá de la certificación que acredite esa capacitación, se demuestran en el día a día. Un día a día que debería estar evaluado por Inspección, recompensado generosamente por la administración y, ampliamente penalizado en caso de incumplir sus obligaciones. Si el director no es capaz de llevar sobre sus hombros, con ayuda del resto de sus compañeros, la gestión del centro (a todos los niveles) es que algo está fallando. Un post para reflexionar sobre esas cualidades que deben exigírsele.

Inmovilismo docente

Uno de los principales problemas del sistema educativo es el inmovilismo de parte de sus docentes. Inmovilismo que se ve potenciado por la administración e, incluso, por la inexistencia de una carrera profesional en condiciones. Llegar con las manos vacías a uno de septiembre es un error. Un error que obliga a ir improvisando. Improvisación que, seguramente, se va a añadir a la intrínseca de la profesión. Todos tenemos excusas para justificar nuestra inanición pero, ¿no creéis que debemos invertir ese statu quo tan pernicioso?

Una segunda recopilación, algo más marcada por cuestiones críticas que la primera, que espero os resulte de interés. A propósito, cualquier comentario sobre el formato y la periodicidad del mismo se agradece. Disfrutad del domingo.