¿Qué hay detrás de las fundaciones y ONGs educativas?

Estos días ha llegado a mis manos -gracias Javier– un documento. en el que se establecen las relaciones entre las élites económicas y sus empresas con fundaciones y ONGs educativas. Se trata de un documento procedente de una investigación realizada en Argentina pero, no hace falta ser muy lumbreras para saber que lo que está sucediendo en España y la necesidad de control de la educación por determinados “grupos de presión”, vía imperios mediáticos, herramientas de software que se ofrecen gratuitamente, fundaciones, premios a mejores docentes, etc. es algo muy parecido. Por ello y por el interés que presenta la publicación, he decidido compartirla con todos vosotros. Eso sí, antes tan solo incorporar algunos párrafos de la misma que, seguramente os resulten interesantes.

En las últimas décadas las élites económicas latinoamericanas han demostrado un creciente interés por incidir en la orientación de las políticas educativas mediante diversos mecanismos. Si bien no es novedoso que los actores del sector productivo busquen influir en el diseño de los planes de estudio, especialmente para los últimos años del nivel medio y la educación técnico-profesional, desde los años noventa se viene dando un proceso cualitativamente distinto signado por el avance empresarial en el ámbito de la educación, orientado a la construcción de propuestas educativas de amplio espectro que son presentadas como demandas del conjunto social más que como propuestas propias del campo empresarial. En ese proceso, las elites se apoyan en varias organizaciones no gubernamentales (ONGs) y fundaciones educativas para difundir en el espacio público el nuevo paradigma que propician.

Las élites y los poderes económicos interesados en la educación y en integrarse, como parte activa, en la toma de decisiones políticas que afectan al sistema educativo. Eso sí, bajo el disfraz de ONGs y fundaciones educativas porque, al menos así blanquean sus intereses con intermediarios que son bien aceptados por parte de la sociedad. E, incluso por un nutrido grupo de docentes.

Sintéticamente, el ámbito de la educación constituye un área de interés primordial para las élites económicas por tres motivos:

• La necesidad de moldear la formación de “los recursos humanos del futuro” en función de las demandas del sector productivo, desarrollando una oferta educativa que esté acorde a las nuevas necesidades de capacitación de la mano de obra destinada a satisfacer las demandas propias del mercado laboral.
• La posibilidad de ampliar y acceder fácilmente a un mercado que ofrece rentables oportunidades de negocios brindando diversos servicios educativos donde el Estado es el principal demandante, regulador e inversor (capacitación docente, plataformas educativas, informatización de datos, edición de materiales, realización de evaluaciones estandarizadas, etc.)
• La pretensión de difundir ideas, valores, actitudes y predisposiciones propias del ámbito empresarial como si fueran cosmovisiones del conjunto social que le permitan legitimar socialmente cambios en las políticas públicas que habiliten y/o amplíen el proceso de mercantilización educativa.

Intereses particulares para obtener mano de obra en función de las demandas empresariales y no sociales. Además, disponen de acceso a un mercado educativo muy jugoso con oportunidades de negocio muy interesantes (formación docente, plataformas educativas, sistema informáticos, materiales y recursos, libros de texto, evaluaciones estandarizadas,etc.) pero, lo que es más interesante para las empresas y para quiénes están tras las mismas, es la posibilidad de legitimizar socialmente el proceso de mercantilización educativa y apuntalar, en la sociedad y en la comunidad educativa, la idea de lo necesario que es hacer ciertas cosas en educación para mejorarla.

El objetivo de este documento que os enlazo al final de este artículo es el siguiente:

…mostrar cuáles son los múltiples y cruzados vínculos entre élites económicas y políticas que se configuran a través de organizaciones que se presentan públicamente como actores neutrales y preocupados exclusivamente por la mejora de la educación y que en realidad encubren dos procesos simultáneos: la captura de la decisión pública por parte de las élites económicas, y su contracara, la mercantilización de la función educativa.

Se ha de ser muy estúpido para pensar que las fundaciones y ONGs educativas, que surgen amparadas por determinadas empresas y grupos de presión, formados por las élites económicas, tienen como interés la mejora social, la reducción de la brecha educativa o, simplemente, la mejora de la educación de forma desinteresada. Bueno, algunos seguro que lo seguirán creyendo por muchas pruebas e informes que se les muestren.

Informe de Investigación Nº 6. ¿Qué hay detrás de las fundaciones y ONGs educativas? Las redes de influencia público-privadas en torno a la educación. Argentina (2015-2018) (Descargar)

No me apetece volver a dejar en manos de Google y sus anuncios el mantenimiento del blog. Así que si os apetece colaborar en mantener esto, ya sabéis…Buy Me a Coffee at ko-fi.com

0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notifica
guest
1 Comment
Inline Feedbacks
View all comments
Iñaki Murua Anzola

No sé… siempre recuerdo aquella frase escuchada una y mil veces a mi madre: “nadie da duros a cuatro pesetas”
(Aclaro, por si a alguien le falta contexto: un duro = 5 pesetas)

1
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x
Ir arriba