¿Por qué repartir móviles a alumnado desfavorecido es una mala idea?

Reconozco que la cambiante y compleja situación actual hace que todos, por motivos obvios, estemos dando bandazos viéndolas venir. Al igual que estoy convencido de que cualquiera que hubiera estado en el gobierno lo hubiera hecho igual de bien o mal (con sus matices ideológicos en pequeños detalles), también estoy totalmente convencido de que, a la administración educativa, la situación sobrevenida le ha hecho saltar por los aires cualquier tipo de planificación. Ni en sueños nadie se pensaba que pasaría lo que está pasando.

Las administraciones educativas hacen lo que pueden con lo que tienen. Y voy a ir más lejos, sabiendo lo que está haciendo la mía, también tengo claro que en todas se está trabajando a destajo. Lo mismo que están haciendo la mayoría de docentes de este país. Docentes que están aprendiendo a usar determinadas herramientas a contrarreloj. Alumnado que, al igual que los docentes, está totalmente perdido. Qué voy a decir de las familias. Algunas de las cuales han perdido sus trabajos y se hallan en situación crítica.

Que se haga lo que se pueda no implica que la administración educativa no pueda tomar decisiones erróneas. Quizás lo errático del contexto y lo líquido de la situación haga cometer errores por la premura de la situación. Hoy, a mi entender, creo que el Ministerio de Educación ha cometido un error al diseñar un plan “para suministrar al alumnado desfavorecido de Bachillerato y FP dispositivos móviles para que puedan seguir las clases” (fuente).

Mi reflexión va en un doble sentido: en la más que cuestionable competencia digital del alumnado y, lo que es más importante, en la consideración de que los dispositivos móviles (y más del tamaño que se plantean) no son los más adecuados para conectarse a un entorno vitual de aprendizaje (léase Moodle, Classroom, Edmodo,…). Ni en las Universidades virtuales, algunas con muchos años de experiencia y con alumnado mayor, más autónomo, más competente digitalmente y, normalmente procedente de familias menos “deprimidas”, el método de seguir las clases por móvil es recomendada por nadie. Otra cuestión es que, puntualmente, uno pueda recibir comunicaciones (las tareas) o realizar algún tipo de videconferencia. Entonces, ¿por qué no creer que es mejor esto que nada? Claro que es mejor que nada pero esto no es lo más adecuado.

Y ya que algunos me plantean qué medidas hubiera tomado yo, pues voy a recomendar una opción, a pesar que algunos me llaméis trasnochado, que creo que podría ser muy válida para alumnado de esos contextos: el uso de sistemas de mensajería coordinado desde un docente “referencia” de cada una de las tutorías de esos chavales (mediante Correos). Un servicio que debería, con una periodicidad determinada, permitir que las tareas y consultas fueran recogidas cada cierto tiempo y los repartidores (un servicio esencial que recoge el nuevo Decreto) se encargarán, con todas las herramientas de protección adecuadas, de devolver al coordinador esas tareas y dudas del alumnado. Y, una vez recibidas, por el mismo método telemático, fueran repartidas entre los diferentes docentes por parte de ese “coordinador”. Y así no se dejan a esos chavales al albur de un dispositivo tecnológico que, puede repartirse pero, de forma única, no tiene ningún tipo de sentido.

Seguramente algunos diréis que el alumnado ya puede hacer fotos con el móvil de las tareas y enviárselas a cada uno de los profesores que tiene pero, ¿de verdad creéis que es un sistema coordinado? Yo creo que no. Y ese alumnado necesita otra cosa. Necesita más atención que los demás porque su situación lo reclama.

He reflexionado en voz alta, de forma muy rápida pero, espero que se me entienda. Hay alumnado aún más vulnerable en este momento. Hagamos las cosas bien. Ellos y ellas se lo merecen.

No me apetece volver a dejar en manos de Google y sus anuncios el mantenimiento del blog. Así que si os apetece colaborar en mantener esto, ya sabéis…

Buy Me a Coffee at ko-fi.com

0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notifica
guest
1 Comment
Inline Feedbacks
View all comments
Arturo

Estoy muy de acuerdo con tu reflexión. Desde Chile, otro docente desconcertado.

1
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x
Ir arriba