La herramienta definitiva para docentes obsesionados con los números de las redes sociales

Hay docentes obsesionados por saber cuántos seguidores ganan o pierden en Twitter, la cantidad de nuevos “seguidores” que tienen en sus páginas de Facebook o, simplemente, cuántas veces se ven sus vídeos publicados en YouTube. No es malo que uno esté obsesionado por ciertos números. Lo malo es enfocarse solo en la gestión de los mismos. Y a algunos les encanta regodearse con números que, al final, para lo único que sirven es para demostrar la dependencia de los mismos.

Me acuerdo hace un tiempo (bueno, no debo remontarme mucho ni es un caso aislado) en el que una maestra empezó a seguirme y, a las pocas horas, dejó de hacerlo. No le hago mucho caso pero, al usar TweetDeck como aplicación para tuitear, en la misma veo las interacciones que se están dando en mi perfil (sean menciones o notificaciones). Y en estas últimas aparecen si te están siguiendo o no. A veces, debo reconocer soy humano, ergo algo cotilla, para no sentir curiosidad. Especialmente si ves que alguien aparece reiteradamente en esa columna como “nuevo seguidor”. Sí, a veces estoy aburrido (últimamente muy poco) y me gusta hacer analítica básica de ciertas cosas.

Pues bien, observé que dicha maestra había llegado al límite de cuentas seguidas (hasta que llegas a un cierto número de seguidores no puedes seguir a más de 5000 personas) y que, como práctica, iba siguiendo y dejando de seguir hasta que alguien le hiciera “casito”. Es una práctica habitual de algunos. Y sí, también hay docentes cuyo único objetivo es tener presencia mediática y viven por y para ello. Solo hace falta ver algunos especímenes en Twitter que, mediante múltiples menciones en cada uno de sus tuits y hashtags inverosímiles, intentan seguir en el candelero. Yo prefiero seguir en el candelero de los más sexys y en el top one de los horchated certified teacher pero, sobre gustos…

Lo mismo sucede con los blogs. En lugar de preocuparse de escribir, más de uno está obsesionado por las estadísticas. Por cierto, algún día deberé analizarlas porque, más allá de cuando me preguntan, paso bastante de las mismas aunque, en ocasiones, vuelvo a reconocer que soy humano, me pica la curiosidad. Pero bueno, tampoco me va la vida en ello. No vivo de esos números y, el único número que me interesa es saber cuánto cobro cada mes. Y saber cuándo nos van a recortar el salario a los docentes. Que nos lo van a recortar, seguro. Ahora solo falta saber el cuándo y en qué cantidad. Eso sí, algunos seguirán aplaudiendo con las orejas porque no es lo mismo que te lo recorten los tuyos que lo hagan los otros (vale para todo tipo de recortes laborales que hemos sufrido en la última década y pico).

Pero hoy iba a dar una solución a aquellos que quieren controlar sus números en las redes sociales. Saber cuántos seguidores ganan o pierden. Diseñar estrategias para saber qué deben decir y qué no, por si a alguien le sienta mal y dejan de seguirlos. Hay mucho de ser políticamente correcto en las redes. Bueno, matizo… hipócritamente correcto. Además, hay otros que viven (o se sacan un sobresueldo) de sus cuentas en las redes sociales y de sus canales de YouTube. Y para ellos sí que importan esos números. Para los demás, simple cuestión de ego.

Pues bien, hay una herramienta en internet que se llama Social Blade. Una herramienta que te permite saber la evolución diaria de tus estadísticas en algunas de las plataformas sociales más conocidas (Twitter, YouTube, Instagram, tu página de Facebook. etc.).

Fuente: https://socialblade.com/

En dicha herramienta se puede buscar por plataforma social (ver en la imagen la posibilidad de desplegarlas en la parte superior derecha) o, simplemente, poner en el buscador central tu nombre de usuario de cualquiera. Voy a probarlo, si me permitís, con mi “identidad digital”.

Cuando escribo mi identidad digital, me aparece solo mi cuenta de Twitter (también podría buscar desde la parte superior derecha mi página de Facebook, pero como ejemplo me sirve).

Fuente: https://socialblade.com/

Le doy a mi nombre y me aparece la siguiente información…

Fuente: https://socialblade.com/

En primer lugar, el número de seguidores y seguidos actuales, el número de tuits que llevo (¡jope!, ya son más de 80000) y la media de retuits y likes que recibo por tuit . Además, también veo la fecha de creación de mi perfil.

A continuación me aparece mi ránking de tuitero, a nivel de seguidores y seguidos, con un porcentaje del número de seguidores que he ganado en los últimos 30 días respecto al mes anterior. Lo mismo a nivel del porcentaje de seguidos. Y con unas bonitas gráficas debajo que muestran la evolución y que están ampliadas más abajo. Por cierto, si nos movemos con el ratón por encima de ellas podemos ir viendo los datos.

Fuente: https://socialblade.com/

Y aquí lo más importante para algunos. El saber cómo ha ido cada día. A ver si se puede uno irse a la cama llorando o feliz. Sí, algunos tienen una dependencia enorme con los datos que se muestran a continuación.

Fuente: https://socialblade.com/

En mi caso, por lo que se intuye, hay días que molesto más y otros menos. Además, como podéis comprobar, también soy bastante fiel con las cuentas que estoy siguiendo. Lo que sí que tengo curiosidad es por ver si ahora, en pandemia style, tuiteo más que antes. Un detalle, la media de los tuits que hago, tiene mucho que ver con la cantidad de conversaciones que tengo. En una conversación se pueden ir tranquilamente de cinco a diez tuits. Y eso que, al poco, ya hay algunas conversaciones que no deben seguirse por ser, quien está al otro lado, una persona con la que no merece la pena perder el tiempo.

Nada, hoy os quería presentar una herramienta que, para aquellos que tengáis curiosidad o necesidad imperiosa de controlar “vuestros números” en determinados servicios de internet, podáis hacerlo de forma muy sencilla y totalmente gratuita. De los números y de la necesidad de aceptación, que para algunos implican, se sale. De lo que no se sale es del frikismo porque, al menos en mi caso, ya estoy pensando en pasar el blog a una app 😉

 

0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notifica
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x
Ir arriba