A la puta calle

patada_culoLo siento, no he podido resistirme a hablar de nuevo, como padre y docente, de los libros de texto que voy a tener que comprar para mi hija el curso que viene. Establezcamos el contexto: hija de cinco años que empieza el curso que viene primero de Primaria. La semana pasada se nos informó a los padres del listado de libros de texto para el curso 2014-2015. Un listado, de por sí, bastante extenso, con siete libros (o cuadernillos como se empeñan en llamarles algunos) que, curiosamente, se publica desconociendo a día de hoy quién será la maestra que le va a dar clase. Sí, como padre desconozco a día 2 de julio quién va a ser la maestra de mi hija. Algo que me sorprende. Más aún cuando se supone que son los maestros quienes supuestamente eligen los libros de texto que van a usar.

No, como docente conozco un poco de qué va el percal. Los libros de texto, en muchas ocasiones, son elegidos por los departamentos e incluso por el propio centro (si llegan a un contrato con una determinada editorial -especialmente si hablamos de libros de texto digitales-) y se enjaretan a los docentes. Que te obliguen a impartir clase usando un material que tú no has pedido como docente tiene mucho de cuestionable. Más que de cuestionable, dice mucho del centro educativo y de su equipo directivo.

En pleno siglo XXI lo tengo claro… los docentes que usan libros de texto por elección y aquellos a los que se los enjaretan y los usan bajo diferente tipos de presiones (qué dirán los padres si les hemos obligado a comprar algo que no van a usar es la más habitual) deberían reciclarse o irse a la puta calle. Sí, a la puta calle. Se puede ser un buen o mal profesional usando libros de texto pero que, después de años de docencia, algunos aún sigan justificando el uso de libros de texto bajo diferentes pretextos es algo realmente criminal. Criminal y poco pedagógico.

Lo de los libros de Infantil y primeros cursos de Primaria se podría englobar en otro bloque. El de la incapacidad manifiesta del maestro que los pide o del funcionamiento lamentable de los centros educativos que los deciden por diferentes motivos. Algo que también debería dar lugar a represalias. Obligar a que los padres gasten dinero en algo totalmente innecesario y que, lo único que sirve es para que el maestro simplemente haga de vocero de las palabras de otros, es totalmente lamentable. La pedagogía del libro de texto no tiene ningún sentido en etapas donde la formación global es lo importante. Ni sentido ni propósito.

Como padre me voy a quejar. Voy a hablar con el centro para preguntarles qué demonios se creen. Voy a preguntar qué pasa con la capacitación de los maestros que van a dar clase. Voy a preguntar sobre la necesidad, sin saber qué maestro o maestra va a dar clase a mi hija, de publicar unos libros de texto que va a usar. Pero qué se han creído. No quiero que me sigan timando. No quiero que sigan haciendo lo de siempre con mi hija. No quiero pagar a unas determinadas editoriales para justificar la inanición de determinados profesionales. Estoy muy harto del tema. Más aún cuando el mismo va a afectar a mi hija en calidad educativa y a mi bolsillo en dispendios innecesarios.

Si alguien no es capaz de prepararse su material o buscar en la red materiales para adaptarlos a sus necesidades a estas alturas de la película que se vaya a la puta calle. Hay cientos de futuros docentes con ganas de hacerlo. Si algún centro es capaz de decidir los libros de texto que van a usar sus docentes, sin consultarles a los mismos, es que hay un equipo directivo que, lo mejor que podría hacer, sería desaparecer. Sí, desde aquí lo digo alto y claro… que se vayan a la puta calle.

[box]

Por cierto, si los padres nos quejáramos más de lo realmente importante, nos involucráramos más en los centros educativos donde estudian nuestros hijos y nos negáramos a comprar libros de texto, otro gallo cantaría en el sistema educativo. Sería sólo un gesto, pero con ese gesto se dirían muchas cosas.

[/box]

0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notifica
guest
13 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
Alberto

Hola Jordi, estoy en gran parte de acuerdo con tu planteamiento pero creo que deberías concretar un poco más. Efectivamente, un profesor que lleva varios años dando clase en el mismo centro, a los mismo niveles (más o menos) y las mismas asignaturas debe de tener su propio material adaptado a sus necesidades. No existe el libro perfecto. Pero ahora bien. A tu teoría le voy a poner un asterisco de escepción. Como interino que soy. No te puedes imaginar lo que solventa la papeleta el llegar a un centro cuando o bien faltan días para iniciar las clases, o… Leer más »

Alberto

Edito; leo que en una entrada anterior sí que hablabas de nosotros. Cosas de escribir sin haberme leído todos tus post 🙂

https://xarxatic.com/carta-abierta-a-los-docentes-que-usan-libros-de-texto/

Jordi

En muchas ocasiones hay matices sobre los que ya he escrito :). Mucha suerte para el curso que viene con los nombramientos.

Un abrazo.

Carolina

Hola Jordi,
para empeorar las cosas, ya sabes lo que pasa cuando hay cambio de ley educativa, que cambian todos los libros!!! Mientras esto no cambie no podremos decir que tenemos una educación pública y gratuita. Aún podría “entender” el que los libros cuesten lo que cuestan si las condiciones laborales de los empleados de las editoriales fuesen buenas, pero conozco a algunos y cobran una mierda. Para colmo, el precio de los libros está intervenido. En fin, tienes razón, habría que manifestarse por eso.

Jordi

El tema de los libros de texto es algo muy complejo. Es un síntoma de muchas cosas. Algo para lo que, lamentablemente, hay cura pero siguen siendo una minoría los que la aplican. Mucho por cambiar en el ámbito educativo. Mucho por hacer como parte de una comunidad educativa (alumnos, padres y docentes) que debería ir a una.

[…] Lo siento, no he podido resistirme a hablar de nuevo, como padre y docente, de los libros de texto que voy a tener que comprar para mi hija el curso que viene.  […]

trackback

Información Bitacoras.com

Valora en Bitacoras.com: Lo siento, no he podido resistirme a hablar de nuevo, como padre y docente, de los libros de texto que voy a tener que comprar para mi hija el curso que viene. Establezcamos el contexto: hija de cinco años que empieza el cur…

[…] Lo siento, no he podido resistirme a hablar de nuevo, como padre y docente, de los libros de texto que voy a tener que comprar para mi hija el curso que viene.  […]

[…] Publicado el 3 de julio de 2014 de ampajc Interesantisima reflexión de Jordi Martí  en su blog sobre los libros escolares. Articulo original aquí. […]

Miguel Angel Perez

Infortunadamente no hay “cientos de futuros docentes con ganas de hacerlo”. En mi humilde experiencia de 35 años en las aulas y en la capacitación de docentes, encuentras a muchos jóvenes maestros mal preparados que nos son los “nativos digitales” que todo mundo supone. La mayoría abrazan la docencia como salida emergente al desempleo rampante. No tienen una convicción ni una vocación docente. No hay manera de diseñar un ambiente de aprendizaje orientado a que los niños y niñas desarrollen sus habilidades cognitivas y metacognitivas con róbotica, coding, visualización de procesos, simulación de fenómenos naturales y sintéticos, comunicación remota, etc… Leer más »

Jordi

Yo prefiero ponerme en el extremo más optimista. Quizás no haya cientos de futuros docentes con ganas de hacerlo pero si se pone la exigencia de la “necesidad de hacerlo para entrar en la profesión” las tornas pueden cambiar. Lo de los nativos digitales hace tiempo que no se lo cree ni el tato. Si observamos a nuestro alrededor veremos que la relación que se establece entre edad y dominio de la tecnología educativa es muy desigual (y no son precisamente los más jóvenes los más competentes en el tema). Hay voluntarismo y ganas en algunos pero, como siempre sucede,… Leer más »

Maria

¿Por qué no te planteas cambiar a tus hijos de colegio si, tan poco te gusta la organización, el equipo directivo y los docentes? Una de las cosas responsable que debemos hacer los padres es elegir el colegio para nuestros hijos que se ajuste a nuestra manera de ver la educación. Para eso esta el Proyecto Educativo. Supongo que será un centro público porque si no, lo tienes difícil con tus exigencias, sobretodo por la autonomía de lo centros que la ley ampara. Y si es concertado directamente te invitarán a que te vayas tú a la puta calle, utilizando… Leer más »

Jordi

Siguiendo el argumento que planteas también me podría plantear cambiar de país si el gobierno no me gusta. No creo que sea un argumento válido ya que, invalidar la posibilidad de cambio mediante la necesaria crítica de lo que se cree que no funciona en una institución (en este caso educativa) es algo que jamás debe hacerse. ¿Por qué crees tú que no debo, como padre, exigir del centro educativo lo que yo quiero para mi hija? ¿Tan malo es plantear cuestiones a los centros educativos? ¿Tanta superioridad moral se tiene como docente para ignorar las demandas, más o menos… Leer más »

13
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x
Ir arriba
0 Compartir
Compartir
Twittear
WhatsApp
Email